Aevecar apuesta por la transformación constante de las gasolineras para despachar todo tipo de energía

Europa Press.- El secretario general de la Agrupación Española de Vendedores al por menor de Carburantes y Combustibles (Aevecar), Víctor García Nebreda, reivindicó la necesidad de garantizar la seguridad en las estaciones de servicio «y seguir con la transformación constante del negocio acogiendo todo tipo de energía para los vehículos y garantizar la movilidad«. No obstante, García Nebreda también afirmó que, para adaptar el modelo de negocio de las estaciones de servicio a las nuevas formas de energía, es necesario realizar inversiones.

Así, señaló que la implementación de la transformación digital a las gasolineras puede facilitar la experiencia del usuario ya que «permite a la empresa ser más directa con el cliente y, de este modo, ahorrarse el método de prueba-error, utilizado tradicionalmente en este negocio». Sin embargo, recordó que en el sector conviven empresas multinacionales con pymes y micropymes, lo que dificulta que la transformación digital «se aplique al mismo nivel y a la misma velocidad».

El secretario general de Aevecar también insistió en que la transformación es continua por lo que es necesario adaptarse a todo lo nuevo, tanto en materia de legislación como de temas comerciales, como las nuevas energías. Así, añadió que las nuevas tecnologías «facilitan el funcionamiento y el desarrollo de los modelos de negocio», por lo que «hay que seguir transformándose«. También apuntó el carácter positivo de la ITC-04 por su adaptación a los nuevos tiempos y la necesidad de que las comunidades autónomas apliquen, por igual, la guía técnica MI-IP 04, la cual está «viva», ya que a medida que vayan surgiendo nuevos problemas, «estos pueden ser incorporados al documento».

Aesae reclama un mercado libre

Por su parte, la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (Aesae) ha reivindicado un mercado libre con competencia real en el sector de los carburantes y ha demandado a las administraciones públicas que legislen pensando en los ciudadanos. También analizó la ITC MI-IP O4, una normativa que Aesae veía necesaria. Sin embargo, manifiesta su desacuerdo con algunas exigencias, como la limitación por repostaje a 3 minutos o 75 litros.

El presidente de Aesae, Manuel Jiménez Perona, ha indicado que «esta medida, sin motivación conocida y sin estudio que la soporte, nos obliga a renunciar a una cuota de mercado muy importante para nuestros socios, la de los vehículos pesados«. Así, Jiménez Perona ha pedido que no se pongan más trabas injustificadas a las estaciones automáticas para competir, y asegura que desde San Juan de Luz a Copenhague compiten en igualdad de condiciones con las estaciones tradicionales, preguntándose por qué en España no es así.

Además, el presidente de Aesae recordó que la transformación tecnológica de las estaciones de servicio «es un elemento fundamental que ayuda a las empresas a diferenciarse de la competencia y al ciudadano a elegir libremente dónde repostar». Por último, Jiménez Perona ha destacado que Madrid es la que más cara paga el carburante. «Los madrileños sufren las consecuencias de las trabas que la Comunidad pone a la implantación de este modelo de negocio», ha resaltado.

Suben un 9% en 2019

Por otro lado, el precio de la gasolina y del gasóleo ha encadenado su novena semana consecutiva de subidas, con lo que acumula un encarecimiento de hasta casi el 9% en lo que va de año. En concreto, el precio medio del litro de gasolina ha subido un 0,32%, situándose en los 1,261 euros. De esta manera, en lo que va de año, el precio medio del litro de gasolina acumula un encarecimiento del 6,9%.

Por su parte, el litro de gasóleo ha subido un 0,24% y se ha situado en los 1,228 euros, su nivel más alto desde finales del pasado noviembre. En este caso, el encarecimiento que suma este combustible en lo que va de 2019 es del 8,8%. Ambos carburantes entraron a principios de año en una tendencia alcista, que no parece tener fin y que cortaba con una espiral a la baja que había llevado a un abaratamiento del 13%, en el caso de la gasolina, y de más del 12% para el gasóleo, desde los máximos que alcanzaron en octubre.

Subida del barril de Brent

Con los actuales precios, el llenado de un depósito medio de gasolina de 55 litros cuesta unos 69,35 euros, 4,5 euros más que a principios de año, mientras que en el caso del gasóleo asciende a 67,54 euros, unos 5,4 euros más que al inicio de 2018. La caída en los precios de los carburantes en los últimos meses del año pasado vino de la mano de un descenso en el precio de la cotización del petróleo, al igual que ha ocurrido con las subidas. El barril de crudo Brent, de referencia en Europa, cotizaba en los 67,83 dólares, mientras que el Texas americano se intercambiaba a unos 58,5 dólares.

La gasolina es más barata en España que en la media de la Unión Europea y la zona euro, donde el precio medio de venta al público del litro de gasolina se sitúa en 1,374 euros y 1,413 euros, respectivamente, mientras que el litro de gasóleo cuesta de media 1,35 euros en la Unión Europea y 1,348 euros en la eurozona. El menor nivel de precios finales con respecto a los países del entorno se debe a que España tiene una menor presión fiscal, en general, que la media comunitaria.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *